El mate aporta energía y vitalidad y en el trabajo ayuda al rendimiento

Tomar mates es un hábito que tienen muchas personas y lo hacen en diferentes lugares, a la orilla del río, en una casa, en una plaza y hasta en el trabajo. En este último caso, compartir un mate en la oficina podría resultar saludable y mejorar el rendimiento de las personas.

De acuerdo a investigaciones, este hábito aporta energía y vitalidad, mayor poder de concentración, alivia el nerviosismo y la ansiedad y disminuye la fatiga física y mental. Más precisamente, son los componentes xantina y teophylina que se encuentran en la yerba mate, los que pueden dar estos efectos.

La xantina en la yerba mate se llama materna, de características similares a la cafeína, aunque a diferencia de ésta, contribuye a una relajación moderada de los músculos. También genera una suave dilatación bronquial, por lo que ayuda a las personas con asma a respirar mejor. También estimula el sistema nervioso central, pero al mismo tiempo relaja los conductos sanguíneos, con lo que se reduce la presión sanguínea.

Además, se destaca por sus propiedades para mejorar la actividad psicomotora. La acción estimulante de la yerba mate es más prolongada que la del café, pero además no produce efectos colaterales tan marcados, como el insomnio o la irritabilidad.

En cuanto a la oficina, el mate es un paliativo de la fatiga y favorece la actividad mental y física, por sus efectos tanto a nivel del sistema nervioso como a nivel cerebral. Con estos efectos, tomar mate en el trabajo realmente funciona como un estimulante natural, que ayuda a potenciar la concentración, mejorando el rendimiento de la persona, al tiempo que ayuda a mantener la calma.

compartir-mates-en-trabajo